SILVIA LUCHETTI , LA ACTRIZ

 

Intenté llevar a mis hijos y sobrinas a ver el musical “Sonrisas y Lágrimas” en Navidad. Imposible. Sólo pude encontrar entradas al finalizar Enero.

Dudaba si niños de 5 años aguantarían una obra de teatro de tres horas de duración. Juanjo, en el breve descanso, no se quiso mover de su asiento “por si los actores se marchaban”.

No sé decir si disfruté más con la increíble obra teatral o la intensa emoción de mis cuatro personajes observando la función

Silvia Luchetti . Argentina,  12 años en España. Cantante, bailarina e intérprete, su formación es extremadamente completa y extensa.

Además, estudia educación transpersonal ¿Me lo podría explicar, por favor?

Pues no hay mucho que explicar. Siempre me gustó estudiar. Siempre me apasionó la psicología. Comencé en la UNED pero su sistema de estudios no me llenaba. Encontré la escuela de desarrollo transpersonal, y como son estudios para mí y para poner en práctica en mis clases, con mis alumnos y mi entorno, no necesito un título... Además, nunca estudié nada por conseguir un " titulo" siempre lo hice por motivación personal.

Trabaja en el área de autoconocimiento y autoestima.

Si, autoconocimiento. En mi trabajo de actriz, de maestra de canto, al estar relacionado siempre con tanta gente, si tienes una mejor comprensión es todo más simple.

¿La soledad es una herramienta necesaria para el autoconocimiento?

En su justa medida, creo que sí. Necesitamos estar solos, pero también compartir. Somos seres sociales, y en el compartir es donde está la mayor parte del aprendizaje.

¿La autoestima debe ir ligada a tiempo para uno mismo?

Por supuesto! A quererse, respetarse, escucharse........nos ahorraríamos muchas enfermedades y malos tragos si estuviéramos más conectados con nuestro corazón y nuestros anhelos.

¿Sigue sintiendo la necesidad de aprender?

Continuamente en todas las áreas. Si alguna vez sintiera que llegué a algún lado, estaría muy aburrida......

Lleva cinco años viviendo en Casavieja, en el Valle del Tiétar, allí valora más lo que es una gran ciudad como Madrid.

Allí valoro más el contacto con la tierra. Curiosamente, sí que disfruto más de Madrid cunado decido hacer algún plan en la ciudad. Porque realmente me apetece. Pero mi lugar de vida es la tierra. Allí me conecto. Allí vivo.

¿Vamos tan rápido que no valoramos lo que tenemos?

Por mi experiencia, lo que vivo, lo que escucho, la gente se queja mucho, ¿no crees? Tenemos casi una cultura de la queja, entonces siempre pregunto qué hacemos para salir de ese sitio. Si comenzamos por bendecir nuestra situación de vida actual, estaríamos más completos y quizás podríamos gestar cambios, pero antes hay que saber que deseamos de verdad. A veces nos quejamos, pero tampoco sabemos que queremos. Así es muy difícil!!!!

¿La Naturaleza ayuda a ello?

Sí. La naturaleza respeta sus tiempos. Si nos acostumbramos a estar más cerca de ella, de la madre tierra, de escucharla y observarla, ayuda a que te escuches y respetes. Te hace ver que estamos creados con su mismo poder y Amor.

“Aquí me reencuentro con las montañas y el silencio y me sirve para encontrar el equilibrio”.

¿Cómo podemos  trasmitir la importancia de intentar encontrar ese punto de equilibrio?

Procuro llevar equilibrio por donde me muevo. El teatro puede ser un sitio bastante estresante. En mis clases. No caer en el fanatismo, en los opuestos. Todo tiene algo de ventaja. No todo es malísimo, ni buenísimo. Creo que la mejor forma de transmitirlo es siendo de esa forma, no dando cátedra.

Silvia ahora interpreta el hermoso papel de María  Reiner, con su capitán, con sus hijos.

Una mujer que se deja llevar por su corazón, espontánea, fresca, tremendamente  sincera.

¿Es eso lo que la convierte es un personaje irresistible?

María es irresistible por su capacidad de dar amor, de ser firme a la vez y porque cree en ella en un alto porcentaje. Porque está ávida de vida, es curiosa y sabe tocar el corazón. Es una sanadora. La música es parte de sus herramientas. Llega donde otros no pueden borrando clases sociales y generaciones. Una sanadora en toda regla.

“Trabajar con los niños es un placer”. ¿Qué aprendes de ellos?

Mucho!!!! Su espontaneidad, su entrega, sus juegos....Ellos hacen natural lo de " actuar" son los verdaderos actores.

“Tengo un punto rebelde como ella y me gusta mantenerme fiel a mis valores.”

¿Su rebeldía se traduce en mantener su identidad y no renunciar a ella?

En parte, sí. Mi identidad es algo profundo que va más allá de un país, una forma de comunicarme o mis estudios. Es mí ser más profundo, es el respeto por el ser humano.

¿Cuáles son sus valores?

Respeto, amor, servicio, comprensión, dignidad.......

¿Las normas alguna vez se pueden/deben modificar?

Por supuesto!!! Si hay rigidez no se puede crecer. Poder ser manejable como un junco, fuerte, pero que puede cambiar su rumbo porque sus tripas así lo indican. Vuelvo al comienzo. Escucharse siempre.

“No puedo entender porque asustan las ideas nuevas”.

¿Tanto miedo tenemos o es por mantenernos en la zona de confort?

Mantenernos en la zona de confort tiene que ver con el miedo. Miedo a los cambios. La vida es cambio constante. La confianza es la clave. Confiar en uno, confiar en el proceso. Ser consecuente con las elecciones tomadas.

¿Qué opina sobre la dimisión de Benedicto XVI? Es algo nuevo, un acontecimiento histórico, que abre un camino nuevo ¿Hacia dónde?

No se hacia dónde. Ojalá sea algo relacionado con una apertura. No puedo hablar mucho de este tema. Con todos mis respetos, son más temas políticos que espirituales. No me reconozco ahí.

Otra nueva opción es Beppe Grillo. ¿Vivimos una época de cambio o en un cambio de época?

Ambas. Son épocas de cambios, y cambiamos de época. Ahora la información vuela, es inmediata, casi todo se sabe. Los poderes van a tener que escuchar más a las masas. Y a la vez, espero, sirva para que todos estemos más integrados.

VOLVER

 

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
© Adela Rodero Parga

Página web creada con 1&1 Mi Web.